Rebeldía y sociedad

Hace muchos años que este texto está junto a mi mesa de trabajo. No necesita comentarios. Me sigue pareciendo absolutamente redondo.

“El pensamiento es tarea de vagos y maleantes.

Hay que saber perderse para trazar un mapa:

vagar por los márgenes y por el desierto,

fuera de las fortalezas en las que están encerrados la verdad, el bien y la belleza.

Sólo los nómadas descubren otros mundos.

Hay que saber pervertir la ley -jugar con ella- y, a veces, subvertirla -ponerla en cuestión- para cambiar y/o quitar la ley:

provocar malos pensamientos en los bienpensantes,

asediar las sedes de la verdad, el bien y la belleza.

Sólo los malditos mejoran este mundo.”

JESUS IBAÑEZ (1929-1992)

Catedrático de Sociología. Univ. Complutense. Madrid.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

2 Respuestas a Rebeldía y sociedad

  1. Sepehr B. 22 Junio, 2006 en 14:35 #

    Desde luego es un texto que invita a debatir, de esos que te hacen responder sin pensar, e incluso pensar sin reflexionar.

    Pero es normal, porque casi todos estamos, en alguna medida, dentro de los límites de alguna fortaleza protectora –“en las que están encerrados la verdad, el bien y la belleza”–, y la sola insinuación de abrir sus puertas nos produce urticaria.

    Lo triste es que, en realidad, no haría falta salir de la fortaleza; incluso, si se tiene tanto miedo, ni siquiera haría falta abrir las puertas; bastaría con asomarse a la ventana para ver cómo está el mundo, qué desayunan millones de personas hambrientas, cómo pican piedras millones de niños, como se prostituyen millones de mujeres… para comprobar que, detrás de todos ellos, hay una mala persona en la almena de su propia fortaleza de comodidad y riqueza, tras lo barrotes de su insensibilidad y bajeza.

    Si para luchar contra tanta crueldad hay que “asediar las sedes de la verdad, el bien y la belleza”, pues entonces yo también quiero ser un maldito.

  2. Marga 25 Junio, 2006 en 9:53 #

    Me parece muy bien lo de hacer pensar quizas lo del metodo no es lo que comparto y si de acuerdo que ser nomada ayuda y sentirse libre ayuda a descubrir nuevos mundos….
    Marga

Deja un comentario